Cómo reaccionar ante un accidente de coche

Cómo reaccionar ante un accidente de coche

Aunque seamos lo más previsible posible conduciendo un coche y se tomen las medidas de seguridad vial pertinentes, los accidentes de coche ocurren de manera inesperada. Incluso situaciones que se escapan de nuestras manos, bien sea por desperfectos del vehículo, por las condiciones climatológicas o simplemente por irresponsabilidad de otro conductor. En esas situaciones lo importante es la reacción posterior. Muchas veces se dice que nadie sabe cómo va a reaccionar hasta que no pase por esa situación, pero no tiene por qué ser así, depende de la actitud que se tenga se puede salir rápido del accidente y evitar problemas de mayor proporción. Por ello, en este post te orientaremos sobre la mejor forma de reaccionar ante un accidente de coche. Acompáñanos a conocer cómo debes proceder para mayor seguridad y los pasos que debes seguir para que tu compañía de seguros te cubra.

¿Qué debemos hacer si tenemos un accidente de coche?

Antes del accidente: Seguridad vial

Antes de entrar en materia, es necesario que tengas en cuenta que para evitar que el accidente tenga mayores consecuencias es recomendable y obligatorio que utilices el cinturón de seguridad. Otro punto a considerar es la posición en la que conduces, debes mantener una postura adecuada con los brazos y piernas en posición cómoda evitando la rigidez.

No menos importante es permanecer concentrado en lo que estás haciendo. Conducir es una actividad que necesita de toda tu atención, corres el riesgo de hacerte daño tú o hacerle daño a un tercero. Evita a toda costa distraerte viendo el paisaje, estar pendiente el móvil o de la música. Estar  atengo permitirá poder reacccionar correctamente en caso de un accidente.

Cuando el accidente ya se ha producido: valoración de los hechos

Si el accidente ya se ha producido, lo primero que debes verificar es que estés bien y sobre todo intentar mantener la calma. Cuando el miedo se apodere del acciedentado, es común que la idea de una huída nos pase por la cabeza ¡No lo hagas! Esto te puede traer sanciones legales graves. Respira, cálmate, verifica que tú estás bien.

Después de verificar nuestro estado de salud, si nos ha pasado nada tenemos que comprobar si nuestros acompañantes y los pasajeros del otro vehículo están también bien. En caso de que existan lesionados hay que llamar a urgencias y suministrar la dirección del accidente y el estado de los lesionados. Ellos avisarán a los entes policiales que también acudirán al accidente.

Socorrer a los heridos

El próximo paso sería ayudar o socorrer a las personas heridas, pero eso sí, si ves que la persona tiene una herida grave no hagas nada si no estás seguro de cómo actuar. Es lógico querer ayudar, pero muchas veces actuar sin saber puede agravar su situación. Si no sabes lo que debes hacer, es mejor que esperes que llegue urgencias.

En cuanto llegue la asistencia, es importante que colabores con ellos, suministrar los datos que te solicitan para que se levante un atestado, el cual permitirá determinar las causas y las responsabilidades del hecho.

Acuerdos amistosos o acta de accidente

Si es un accidente simple, sin fallecidos, heridos graves ni delitos viales, no se procederá a aperturar atestado ni será necesaria la presencia de los cuerpos policiales. En estos casos, es frecuente que las partes lleguen a un acuerdo amistoso y dejen los trámites a las compañías de seguro.

Si no se logra el acuerdo, queda de las partes avisar a la policía para que acuda al lugar y se levante el acta correspondiente. Con esta acta procede a reportar el accidente ante tu compañía de seguros.

¿Qué hacer para que el seguro cubra los daños del accidente?

Dependiendo del seguro de coche del que dispongas, las coberturas varían: a terceros o a todo riesgo.

Para que el seguro pueda valorar el seguro debes solicitar un copia del parte amistoso si lo hubiera. En caso contrario, la copia del atestado. Con estos documentos se podrá iniciar el trámite con la compañía de seguros que incluye el peritaje de los daños, la reparación o pago de indemnización.

Te recomendamos que te pongas en contacto con tu correduría de seguros para que sepas de primera mano los pasos a seguir y si tú póliza cubre el hecho o has cumplido con los plazos establecidos.

Todo accidente de coche, desde el más simple hasta el más grave es una mala experiencia, pero si no se tiene una actitud calmada y centrada que te permita lidiar con la situación todo se puede entorpecer pudiendo generar hasta consecuencias físicas y legales. Así que, en caso de un accidente de coche sólo protégete, avisa a urgencias y socorre a los otros involucrados.

Deja un comentario

Cerrar menú
Te atendemos de lunes a jueves de 8:30 a 18:00 y viernes de 8:30 a a 14:30
Enviar
×